Reseña: “Pedagogías del siglo XXI” (Jaume Carbonell, 2015)

Las pasadas navidades trajeron con ellas una lluvia de libros que han invadido mis estanterías de casa. Uno de ellos viene de la mano de Jaume Carbonell, pedagogo y sociólogo jubilado, colaborador de Cuadernos de Pedagogía y asesor del Diari de l’Educació. Lleva por título “Pedagogías del siglo XXI“, título quizás demasiado genérico pero acertado, pues como en otros aspectos de la vida, no hay una única forma de abordar el estudio de la educación. El subtítulo del libro, “Alternativas para la innovación educativa“, ya nos da una idea del carácter progresista que su autor plasma en cada uno de sus capítulos, que muestran hasta ocho tipos de pedagogías alternativas:

  1. Pedagogías no institucionales.
  2. Pedagogías críticas.
  3. Pedagogías libres no directivas.
  4. Pedagogías de la inclusión y la cooperación.
  5. Pedagogía lenta, serena y sostenible.
  6. Pedagogía sistémica.
  7. Pedagogías del conocimiento integrado.
  8. Pedagogías de las diversas inteligencias.

Cada uno de estos capítulos explora los antecedentes que dan paso a las respectivas pedagogías, pasando por varias crónicas que detallan algunas experiencias reales en varios colegios e institutos de España y Latinoamérica, para finalizar en la apertura de debates para abordar las posibilidades reales de estas pedagogías en relación con las vertientes sociológicas, políticas y económicas que las suelen rodear.

Esta recopilación de experiencias y reflexiones va dirigida principalmente a estudiantes de ciencias de la educación, pero yo quisiera ampliar el target a profesores en activo (de todos los ámbitos y niveles) y al personal administrativo que esté en contacto directo con el mundo de la educación, especialmente a aquéllos con posibilidad de ejercer cambios reales en las políticas educativas, pues son quizás los que estén más alejados de las realidades de las aulas.

En mi opinión personal, estoy muy impresionado por la lectura de este libro, ya que me ha dado una oportunidad para reflexionar sobre todas aquéllas prácticas que aún no he ejercido pero en las que tampoco quisiera caer. Las experiencias descritas en él muestran que hay posibilidad real de ejercer un cambio a pie de aula si uno cuenta con la voluntad y el ambiente necesarios para ello. Además, me ha ofrecido una visión realista de la dificultad que supone en muchas ocasiones el nadar a contracorriente en el ámbito educativo y, aunque las dudas que me asaltan ahora son más trascendentes y numerosas que las que tenía antes de leerlo, sin duda alguna me ha aclarado mucho la idea de la necesidad de cambio. No obstante, el libro también pone en duda muchas otras cosas, como la necesidad de la evidencia para establecer según que sistemas. Bajo mis “gafas de científico“, no concibo la aplicación de métodos sin tener evidencia de su efectividad.

En general, libro muy recomendable para todo aquél que tenga contacto diario con la educación y con interés en conocer otras prácticas alternativas e innovadoras, más allá de la visión industrial de la transmisión de conocimientos de profesor a alumno del siglo pasado.

Snapshot_2016128 (4)

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s